Derroche de vitalidad en los conciertos de Sepultura, Voivod, Municipal Waste y SNFU en Barcelona

Por , el 31 - 07 - 2009

 

 

FECHA: 26-07-2009
CIUDAD: Barcelona
LUGAR: Sala Apolo
GRUPOS:
SNFU (50 minutos)
Municipal Waste (30 minutos)
Voivod (45 minutos)
Sepultura (70 minutos)

 

Después de haber participado en el festival Lorca Rock, el atractivo cartel formado por Sepultura, Voivod y Municipal Waste, con la incorporación de SNFU, también con otras actuaciones por territorio español, puso proa a Barcelona para ofrecer su diversidad de propuestas musicales en la sala Apolo.

 

A priori, cada formación presentaba algunas interrogantes, ¿Cómo responde en la actualidad Sepultura sin dos de sus piezas básicas?; ¿qué impresión dejará una banda como Voivod, con el lastre de la desaparición de su guitarrista y qué formación estará sobre el escenario?; ¿será tan atractiva en directo la apuesta de Municipal Waste por recuperar el thrash de la vieja escuela como lo es en estudio?, ¿mantendrán SNFU la vitalidad de su mejor época?. Todas estas cuestiones quedaron respondidas de forma positiva a su paso por la capital catalana.

 

SNFU

 

No voy a dármelas de listo, SNFU es un combo al que no le he prestado excesiva atención en su dilatada trayectoria iniciada en el lejano 1981 en Canadá, por lo tanto, no estoy excesivamente familiarizado con sus canciones. El único miembro original que se mantiene es su vocalista Ken Chinn, el resto es sabia nueva, lo cual repercutió en una intervención repleta de energía punk/hardcoriana non stop. Para ser los primeros en actuar, me sorprendió la duración de su actuación, alrededor de 50 minutos. Además de sus corrosivos temas, dedicaron unos minutos al “Paranoid” de Black Sabbath. Dejaron una excelente impresión y al público contento y listo para nuevas sensaciones.

 
Land Phil bajista de Municipal Waste

Land Phil bajista de Municipal Waste

 

MUNICIPAL WASTE

 

Si SNFU había levantado los ánimos de los fans, el cuarteto estadounidense resultó todo un vendaval sobre el escenario, pillando por sorpresa a muchos de los presentes. Cuando pensábamos que los roadies estaban afinando los instrumentos resultó que eran los propios miembros de la banda quienes, sin previo aviso, empezaron una frenética sacudida rítmica para dar la bienvenida a su vocalista, un tipo de poca estatura pero con una mala hostia tremenda y una vitalidad vocal para tirar de espaldas. Al salir, sus colegas ya estaban dando caña mientras el tipo trataba de encontrar el micro. Una vez solventado el inconveniente aquello fue Troya.

 

Tony Foresta (voz), Ryan Waste (guitarra), Land Phil (bajo) y Dave Whitte (batería), arremetieron con todo su arsenal, mostrando un directo infernal, con torrentes de ritmos corrosivos de principio a fin. Una continua y trepidante fiesta de interpretación desbocada, con abrasivas guitarras de veloces riffs, apoyadas en una sección rítmica tipo kamikace con una batería de pegada arrolladora y un bajo que supo como encontrar su cuota de protagonismo, además de una vocalización tope virulenta. Características que provocaron el desenfreno y la locura entre los seguidores, quienes no pararon de hacer moshig durante la escasa media hora de actuación. Tal como llegaron, sin previo aviso, sin apenas despedirse, desaparecieron dejándonos con la adrenalina todavía surcando nuestras venas.

 
Blacky (Voivod)

Blacky (Voivod)

 

VOIVOD

 

Mientras nuestros sentidos recobraban la calma entraron en escena Voivod. No tengo conocimiento de si habían realizado alguna gira por tierras españolas con anterioridad. Lo seguro es que se trataba de una ocasión esperada durante mucho tiempo. Y es que los canadienses, ante todo, infunden un enorme respeto, por su consistente propuesta y su peculiar aportación al mundo del metal. Fue una actuación de 45 minutos que se nos quedó corta, por intensa, entretenida y vibrante. Desde el principio, las primeras filas no pararon de demostrar su devoción por el grupo, lo que dejó alucinados a los músicos, quienes no cesaban de agradecer el fervor de los fans sonriendo continuamente y haciendo gestos de ¡whow, esto es fabuloso!

 

Obviamente, ya sabíamos de antemano que al bajo no estaría Jason Newsted, solo dedicado a labores de estudio, pero pudimos disfrutar de las habilidades del bajista original, Jean-Yves Thériault “Blacky”, todo un portento quien no paró de exprimir las reconocidas sonoridades corrosivas de la banda junto a Dan Mongrain, combativo guitarrista también habituado a los perfiles progresivos con su banda Martyr, y quien ha asumido la difícil papeleta de sustituir al malogrado Piggy. A su lado Denis Bélanger “Snake”, aportaba su inconfundible voz crujiente y retorcida, mientras Michel Langevin “Away”, coordinaba los ritmos desde su batería con una pegada directa y consistente, poniendo una cara de felicidad tan exultante que emocionaba verlo.

 

Ofrecieron una selecta elección de composiciones, entre las que no podían faltar los himnos “Voivod” y “Tornado”, además de algunos momentos de lo más significativo de álbumes clave como Nothingface, Killing Technology y Dimension Hatröss. Un repertorio de lo más exquisito, incluyendo una de sus aportaciones de nuevo cuño, la pegadiza “Global Warning”, que sonó genial, además del ya imprescindible final con la versión del “Astronomy Domine” de Pink Floyd.

 

Resultó todo un placer tener la oportunidad de presenciar el directo de estos ingeniosos veteranos del metal progresivo.

 

Andreas Kisser (Sepultura)

Andreas Kisser (Sepultura)

SEPULTURA

 

El concierto había ido sobre ruedas, solo faltaba el toque final para la gozada completa y esa tarea quedaba para los Sepultura post Cavalera. Con los hermanos viviendo sus propias aventuras, la dirección de la banda recae mayormente sobre Andreas Kisser, quien se tiene que multiplicar con riffs y solos para mantener la consistencia de las composiciones. De nuevo mostró su afición el fútbol, luciendo una camiseta UNICEF del FC Barcelona, acompañada de medias del Sao Paulo brasileño. A su vez, Paulo Pinto estuvo en su habitual discreto pero efectivo rol, mientras que la enorme figura de Derrick Green acaparaba la atención de forma inevitable con sus terroríficos berridos. El reemplazo de Igor a la batería, Jean Dolabella, no desentonó para nada, quizá fue menos espectacular pero igual de eficaz.

 

Si algo diferencia a los Sepultura actuales de la formación clásica es en que sus perfiles son más metálicos y menos tribales, esa fue la sensación del directo. Es cierto que Derrik apoya en ocasiones clave aporreando el tambor para dar una mayor dimensión a las partes de percusión. Pero el riff pétreo domina el entorno, como quedó demostrado en los cortes de A-lex, con los que empezaron su concierto, “A-lex/Moloko”, “Filthy Rot” y “What I Do!”. Y no fueron los únicos ya que durante el resto de la actuación recurrieron más veces a su último álbum. Lo cierto es que no desentonaron pero, cuando sonaron “Refuse Resist”, “Dead Embrionic Cells”, “Innerself”, “Territory”, “Troops Of Doom” y, ya en los bises, “Arise” y “Roots”, fue evidente la subida emocional del público.

 

Quizá sus mejores momentos creativos hayan pasado, es difícil superar algunas joyas de su discografía, no obstante, en vivo su fuerza no ha perdido solidez y saben aguantar muy bien el tipo. No defraudan a sus seguidores, algo a lo que contribuye estar en posesión de un repertorio arrebatador de donde extraer excelente material (lástima que en esta ocasión prescindieran de “Beneath The Remains”).

 
Derrick Green (Sepultura)

Derrick Green (Sepultura)

 

En definitiva, Sepultura respondieron a las expectativas y cerraron la memorable velada en plan victorioso aunque, poco antes de su conclusión un incidente pudo haber empañado su intervención. Durante sus acciones, hubo bastante actividad de stage diving y, como siempre suele suceder, hubo quien empezó a hacer el burro en el escenario en lugar de subir y lanzarse con cierta rapidez. Esto alertó al personal de seguridad que también comenzó a extralimitarse hasta el punto de que el vocalista de los brasileños tuvo que llamarle la atención. Ya en los bises, un “segurata” sujetó de forma vehemente a uno de los incordiantes invasores a lo que Derrik Green respondió cogiendo al guardián por el pescuezo colocando su cara en la tarima. De repente, los micrófonos empezaron a tambalear, hubo un conato de asalto por parte de algunos aficionados, Dolabella saltó como una pantera a poner paz junto a Paulo Pinto, mientras Andreas Kisser trataba de poner calma. Fueron unos segundos de pánico que estuvieron a punto de desestabilizar el local pero que, por suerte, quedó en una leve pelotera.

 

SET LIST SEPULTURA

 

01 Intro A-lex IV
02 A-lex I /Moloko
03 Filthy Rot
04 What I Do!
05 Refuse /Resist
06 Convicted In Life
07 We’ve Lost You
08 A-lex II / The Treatment
09 Dead Embrionic Cells
10 Troops Of Doom
11 Septic Schizo / Escape
12 Innerself
13 Sepulnation
14 Territory
15 Arise
16 Conform
17 Roots

 

SET LIST VOIVOD

 

01 Voivod
02 The Unknown Knows
03 The Prow
04 Overreaction
05 Tribal Convictions
06 Global Warning
07 Tornado
08 Nothingface
09 Astronomy Domine (Pink Floyd)

 

CRONICA FOTOS Y VIDEO, LOCKY PEREZ
 

 
 
Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.