Entrevista Non Servium: “¿Que no quedaba nada de nosotros? Aquí estamos otra vez. No nos hemos ido nunca. “

Por , el 03 - 12 - 2015

Su nombre es el nombre del Oi! en español, o por lo menos el de parte de su historia. Non Servium son brutales y directos. Demoledores. En sólo seis discos de estudio ya se han convertido en un imprescindible del estatal en castellano y en representantes de varias generaciones de adictos a este género. Y es que esta banda de Móstoles lleva desde 1999 convirtiendo el odio en música y sus canciones en clásicos.

Sus letras son himnos de bar y de pelea. Son lucha. “Cuando el espíritu es lo único que nos hace fuertes” podría ser su sobrenombre, y a día de hoy uno de los tatuajes más populares entre los seguidores de la banda. Que son muchos, dentro y fuera de nuestras fronteras. Quedamos con Carlitos (voz, letras) e Ivi (guitarra) para que nos desvelen algunos entresijos de la banda.

4

Non Servium son pura fuerza. Hablan convencidos, con la despreocupación de quien siempre ha tenido más que claras sus ideas. Y eso les trae problemas. Les pregunto, por ejemplo, por el Rebujas Rock, festival que cada año reúne a lo mejor del punk y el rock en Cantabria y donde tuvieron problemas con la policía hace tan solo unos meses. “Dije unas palabras en una canción en la que tenemos que hablar de las fuerzas del orden del estado. Me acordé un poco de ellos y de su entorno (“pero poca cosa”, apunta Ivi) y cuando terminé estaban esperándonos un montón de guardias civiles para tomarme los datos.” Se supone que fue una multa. Se supone que fue por la ley mordaza. “No era de mucho importe pero…estamos pendientes a ver qué pasa”.

Pero seguirán cantando, seguirán fieles a su estilo. Aunque eso les suponga obstáculos. “Hemos tenido problemas para tocar mogollón de veces. En Madrid hasta hace muy poco tiempo era difícil montar ningún concierto. No por la ley mordaza, pero las salas tenían miedo de disturbios, había una especie de leyenda negra que no es verdad. Otros grupos las han tenido mucho peores.” Ante la idea de tocar en salas de Madrid, la respuesta era la misma: “¿Non Servium? No no, que me van a destrozar la sala,qué serie de animales van a venir. Y no sé, ya se ha demostrado hace muchos años que no hay ningún tipo de problema ni nada. Tocar en salas ha costado.”

Sin embargo, la respuesta del público dista mucho: “En todos los sitios responden de puta madre. Es verdad que todo lo que es Euskal Herria nos acoge muy bien. Y en Barcelona… en Madrid jugamos en casa… no tenemos queja, de ningún sitio.”

El motivo de la entrevista es “Resurgir”, su último disco. Un trabajo que trae a la banda de nuevo a primera línea del punk oi! nacional después de cuatro años de silencio compositivo. Once nuevas canciones que nos recuerdan el auténtico sonido de Non Servium, y que sus ideas no parecen tener fecha de caducidad. “Resurgir, sobre todo por el tema de que hay épocas en las que la gente decía que no quedaba nada de nosotros: pues mira, aquí estamos. De vuelta y con más ganas que nunca.” Nos cuenta Ivi.
Carlos apunta: “Que no, que no nos hemos ido nunca.”

La respuesta se sospecha, pero preguntar es inevitable. ¿Qué es Resurgir para Non Servium? “Resurgir es para todo. Para críticas: ¿si hay gente o formas de actuar que nos molestan?, pues nosotros le vamos a molestar también. Y les hacemos canciones, a ver si les joden un poco. A los modernos, que no nos gustan una mierda. Policía, estado, la ley mordaza. Un recuerdo más a todo el fascismo que inunda las calles, y un homenaje a todos los caídos en la larga lucha. Y así.”

Non Servium es casi ya un símbolo del Oi. Si Orgullo Obrero estalló desde Móstoles al mundo, N.S.A. es todo un emblema generacional. Una rueda que no ha dejado de girar y que continúa fascinando a los más jóvenes. “Resurgir” está llegando no sólo a los incondicionales, si no a los chavales que empiezan a salir a la calle. “Hombre, es lo suyo, que no sólo lo escuchen los de siempre sino que también llegue a las nuevas generaciones. Y que anden escuchando grupos como nosotros, u otros del mismo rollo, es algo muy importante. Igual que nosotros crecimos escuchando mil grupos que nos han marcado, ser ahora un grupo que puede marcar a los chavales es una razón para sentirse orgulloso.”

Ivi lo confirma: “Además que viene peña muy muy joven. Y padres que vienen con sus hijos, a los que ya les mola. Que con otros grupos también pasa, pero a nosotros no nos había pasado nunca y flipamos. En el norte, una familia empezó a venir a los conciertos con un niño pequeño y ahora el chaval ya es mayor. Viene con cresta, con pintas y ahora tiene un grupo y todo…le conocimos cuando no podía entrar a los conciertos ni nada. Es la hostia.”

2

Y su influencia va más allá de las generaciones dentro de la península, y es arrasadora al otro lado del charco. “Sí, desde el principio hemos tenido mucha repercusión en América del sur. La primera vez que estuvimos tocando fue hace ya diez años: en Chile reunimos nada menos que a 6000 personas en el Víctor Jara.” Después de eso Non Servium repitió Chile, Venezuela, México, Colombia. Siempre lleno, siempre con entradas agotadas. “El problema es que hay poca gente a la hora de montar los conciertos, por lo menos para nosotros que vamos desde aquí. Alguien que se encargue de ello. La gente nos reclama mucho, desde el Facebook por ejemplo, pero luego no está la estructura necesaria para organizar una gira, que pague los billetes o sufrague todos los gastos necesarios para ir a tocar tan lejos.”

“Sin embargo, con todo y con eso, si todo va bien en Enero volvemos.”
Hay varias fechas confirmadas: Chile, México, Puerto Rico, incluso hablan de intentar actuar en los EEUU. Y así hasta hasta doce fechas que poco a poco van tomando forma.

Cuando te haces un poco famoso y te dejas notar empiezan a llover las críticas. No puedes moverte del lugar del que has partido. En cuanto avanzas un poco, ya dejas de ser auténtico.

Antes de que volvieran de nuevo a los escenarios la pasada primavera, llevaban más de un año y medio sin tocar. “Eso se ha notado mogollón en todo. En el público, en nosotros…había ganas.” nos cuenta Carlos. Pero una vez dado el pistoletazo de salida, Non Servium no para, y antes de que ya hubiera salido el nuevo disco ya estaban reventando escenarios. “Y los conciertos hasta ahora están teniendo una aceptación de la hostia. Nos teníamos ganas mutuas.” 2015 suena a Non Servium en directo. “Cogimos la gira con muchas ganas, de hecho salimos una semana antes que el disco. Pero, según vamos dando conciertos, yo lo voy cogiendo con más ganas. Ya estoy esperando a la siguiente fecha, parece que la cosa va cogiendo el rodaje, la gente va escuchando el disco. Y de un concierto a otro se van notando las ganas en la gente.”

Ivi se queda mirando pensativo y apunta contundente: “Yo tenía unas tremendas ganas desde el principio”, y ríe. “Llevábamos preparándolo mucho tiempo, y teníamos muchas ganas de carretera, muchas ganas de tocar. Además, este año antes sólo hicimos Viña Rock y Madrid, dos fechas. Y el año pasado sólo hicimos un Lumbreiras. Llevábamos sin tocar de seguido bastante tiempo.”

Pregunto a Carlos sobre la escena del Oi! en España. “En la península nunca ha habido un exceso de bandas de oi como en otro países. Ha habido pocas bandas, contadas. Cuando salió Non Servium como que arrastró, hubo un cambio de estilo que englobó más un punk oi!, y a partir de ahí como que fueron surgiendo más bandas. Ahora mismo la escena está bastante fuerte. Hay mogollón de conciertos, de festivales específicos, todos los fines de semana. Y la verdad es que hace unos años no lo había.

‘Resurgir’. Como mensaje para la sociedad y para sí mismos. Muy ingenuos han sido quienes creyeran que ‘La Voz de los malditos’ era un homenaje a modo de epílogo. Han vuelto más potentes, más convencidos de sus ideas pero a la vez más maduros. ‘Resurgir’ suena a street punk, a Oi!, y a metal fusionados en temas de introducción melódica y lemas gritados. Su sonido se consolida y la calidad es latente en este último trabajo. “La verdad es que nunca que vamos a grabar un disco decimos: este tiene que sonar así, con respecto al anterior, o asá….Se va haciendo lo que a uno le sale de dentro. Ahora ha habido un transcurso de cuatro años de uno a otro y eso se nota en una evolución, en todo. También lo veo como el disco más maduro de Non Servium” dice Carlos, “en música como en letra”. Pero no se planean, asegura. Salen con la fuerza de la inspiración de dentro, la de sus canciones, sus gritos y sus ideas. Sus canciones son ellos mismos sin ningún tipo de filtro para una realidad de la que tienen mucho que decir.

El punto de calidad esta vez responde a la grabación, que trasladó a Non Servium a un estudio aislado en la montaña. “Las cosas iban rodadas”. Sin distracciones, sin obligaciones. “Te levantabas por la mañana sólo para desayunar, para grabar, y ya está”, nos cuenta Ivi. “Y se nota. Y el curro de estudio, y de los ténicos…una pasada”. El resultado ha sido un disco notablemente más trabajado que otras producciones anteriores, cuya calidad se destila en temas como “Los Demonios de la noche”. “Es una cancioncilla especial porque se la escribí a un colega. Personalmente. Es una canción por la que la gente se me acerca y le dice que le llega, gente que se ha podido sentir identificada. Muy muy especial.”

Las canciones de este último trabajo también destilan una evidente aversión por el postureo y las crestas modernas. La sinceridad de Carlos es absoluta. “Bueno, esto es algo que está a la orden del día, osea que cualquiera los puede ver. Cualquiera que sea de mi quinta o más mayor se da cuenta de que hace años salías a la calle tatuado o con una cresta y todo el mundo te miraba mal, por encima del hombro. Era algo que se podía respirar en el ambiente: no estaba bien visto en ningún lado. Y ahora precisamente muchos de los que te miraban así, hoy los ves con crestitas.” Ivi señala que antes tu padre te daba una hostia si intentabas salir de casa con una cresta. Hoy se las ponen a sus hijos porque las llevan los futbolistas. “Y los maderos, ¿dónde se había visto antes un madero tatuado hasta los dientes? Yo me quedo flipado.” Concluye el vocalista.

1

¿Qué viene a decirnos Non Servium en 2015? ¿Qué significa Resurgir después de haber parado algún tiempo? “No nos han criticado especialmente por parar, pero ha pasado lo que pasa en todas las expresiones artísticas. En cuanto empiezas a hacerte un poco famoso y a dejarte notar empiezan a llover las críticas. Y se supone que de donde partes no puedes moverte de ahí. En el momento en el que avanzas un poco ya dejas de ser auténtico. Y eso es lo que venimos a decir en el tema de Buitres: que nos venga a decir alguien en qué momento hemos dejado de ser nosotros mismos, desde el principio hasta ahora. Seguimos siendo el mismo grupo que cuando empezamos hasta el día de hoy, y así seguirá siendo”.

“Seguimos siendo el mismo grupo que cuando empezamos hasta el día de hoy, y así seguirá siendo”.


“El título lo dice todo, y cada uno le puede dar una lectura. Pero aunque estés en el momento más bajo de tu vida, siempre puedes salir a flote. Tanto en la música, como en lo personal. Con todo. Resurjamos a partir de nuestras propias cenizas. O de lo que sea.
” Concluye Carlos, tranquilo, con la convicción de que cree profundamente en lo que dice.

3

TEXTO: Inés Rodríguez
Tags: , , , ,
Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.