Eric Clapton and Steve Winwood – “Live From Madison Square Garden” – Dios es inglés y toca la guitarra

Por , el 04 - 06 - 2009

2009-live-from-madison-square-garden-eric-clapton-and-steve-winwood

 
 

A la mayoría de ustedes les pasará como a mí, que no tuvimos la oportunidad de vivir épocas tan necesarias e imprescindibles para la música como lo fueron las que marcaron grupos tan legendarios como The Yardbirds, Cream, Blind Faith o Traffic. Grupos todos ellos con el común denominador de contar entre sus miembros con dos de los talentos más grandes de la música de todos los tiempos: los señores Eric Clapton y Steve Windwood. Después de más de cuarenta años sin tocar juntos (desde la ruptura de Blind Faith), ambos genios se unieron para deleitar a nostálgicos, fanáticos y neófitos de aquellos años con tres memorables conciertos en el mítico Madison Square Garden de Nueva York y cuyos mejores momentos se recogen en “Live From Madison Square Garden”.

 

Hablar de Eric Clapton es hablar de Dios. Apodado “Slowhand” (mano lenta), este inglés de nacimiento se hizo universal gracias al “talento” demostrado con la Stratocaster. Miembro del Salón de la Fama del Rock es considerado uno de los músicos más influyentes de la música, innovando y creando escuela dentro del blues, del rock, del rock psicodélico, del pop o del reggae. ¿Quién no se ha enamorado escuchando “Layla“, la bellísima canción de su época con Derek and the Dominos?. El también inglés Steve Winwood coincidió con “mano lenta”, además de Blind Faith, en el “cameo” que ambos hicieron en la película “Los Hermanos Caradura II“, junto a los igualmente genios B.B. King e Isaac Hayes. El sonido de su voz, vestida siempre de domingo, bebe del jazz, del rock n´blues e incluso del pop, y se ofrece como el complemento perfecto a la guitarra de Clapton.

 

Destacar alguna canción de las veintiuna que componen este “Live From Madison Square Garden” sería tan difícil como elegir entre el amor de un padre o de una madre. Y es que éste es un disco que, además de sonar muy compacto, acierta tanto en el repaso a la discografía de Cream, de Blind Faith o de Traffic, como de sus respectivas etapas en solitario, amén de las versiones cuyas interpretaciones mejoran los temas originales – “Them Changes”, de Buddy Miles, “After Midnight” y “Cocaine” de J.J. Calé, “Rambling On My Mind” del mítico Robert Johnson, la inmortal “Georgia On My Mind” de Ray Charles o las colosales “Little Wing” y “Voodoo Chile”, de Jimmi Hendrix.

 

En los más de siete minutos que dura “Had To Cry Today”, canción que abre el primero de los dos discos, se dan cita potentes riffs de guitarra, solos intensos que contagian el alma de calidez y una voz que adereza a la perfección este manjar sonoro. “Low Down” es un rock sencillo pero efectivo que, como las drogas más duras, hace que el corazón gobierne la cabeza y sin querer nos mueva todo el cuerpo. Igualmente preciosa la versión del tema de Buddy MilesThem Changes”, con arreglos de viento doblados a veces por una guitarra profunda y preciosista, un poderoso riff que conduce toda la canción y un solo de guitarra milimétrico y preciso. “Forever Man” es una canción que vuelve a corroborar la clase de estos dos músicos. El solo de Clapton es espectacular. Parece que la guitarra hablara, sentimiento que muy pocos guitarristas han conseguido “arrancar” de su instrumento. Toman el atajo de las buenas maneras con el blues “Sleeping In The Ground”, mientras que “Presence Of The Lord”, uno de los mejores cortes del disco, demuestra una vez más la calidad compositiva y virtuosismo de Clapton con la guitarra. Un tema que juega con las peculiaridades de la balada blues y la psicodelia, elevándolo a la categoría de clásico gracias al solo de guitarra injertado en mitad de la canción. “Glad” es un tema instrumental, quizás el talón de Aquiles del disco junto a la versión algo tediosa del tema de Buddy Holly, “Well Alright”, incluido en el disco de debut y despedida – el único – de Blind Faith. “Double Trouble” es un blues tan bello como interminable, más de ocho minutos de duración, que deja paso a la dulzura más agresiva de “Pearly Queen”, una canción con un riff pegadizo y un solo electrizante en la línea de “After Midnight” o “Cocaine”. El trayecto ascendente de este primer disco llega a su fin con el blues rock “Tell The Truth” y la balada “No Face, No Name, No Number”, dos cortes cargados de sentimiento y en los que Clapton vuelve a dejar su particular sello de calidad.

 

El segundo disco lo abre el clásico de J.J. Calé After Midnight”, un boogie relajado fiel reflejo del estilo musical del americano – el denominado “Laid Back” – convertido en hit en 1970. La intrascendental “Split Decision” convierte en clásico la versión acústica de “Rambling On My Mind”, en la que Clapton y compañía devuelven al presente el estilo sincopado del legendario Robert Johnson. Con la interpretación de “Georgia On My Mind”, aclamada por el respetable, se mitifica un poco más la figura de Ray Charles mientras que con las versiones de “Little Wing” y “Voodoo Chile”, sobre todo la primera, resucitan el talento del inimitable genio de las seis cuerdas Jimmi Hendrix. “Can’t Find My Way Home”, un tema lento de la etapa de Blind Faith, sigue conservando intacta su calidad compositiva mientras que “Dear Mr. Fantasy”, de la época de Steve en Traffic, es un tema que no conoce limitaciones creativas. El disco lo cierra “Cocaine”, otro clásico de J.J. Calé y que Clapton grabó en su disco “Slowhand” de 1977. Un tema visceral y emotivo, mil veces versionado y que siempre deja el mismo buen sabor de boca. Resumiendo: “Live From Madison Square Garden” es un disco para disfrutar escuchándolo. Les servirá para comprobar si todavía les queda algo de corazón. Rezaremos para que la mácula de este proyecto no se manche nuevamente con el ego de sus creadores.

 

En España podremos disfrutar de la calidad de Steve Winwood durante tres días del mes de Julio – 25, 26 y 28 – en San Javier, Alicante y Baracaldo, respectivamente. Una oportunidad única para saciar el alma con al menos el 50% de la genialidad de estos dos maestros del talento y las buenas maneras.

 
 
Texto: AMADO STORNI
Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.