Josele Santiago – Sala Sol (Madrid) – 31/01/2013

Por , el 05 - 02 - 2013

La madrileña Sala Sol acogió la nueva propuesta del consagrado Josele Santiago y sus nuevos compañeros musicales para la ocasión, los catalanes Very Pomelo.

Teloneados por Aerostato, quienes se encargaron de acercar al público a pie de escenario, la complicidad entre rockeros quedó patente en el planteamiento del espectáculo. Con la base de teclados, batería, trompeta, bajo y tres guitarras eléctricas que se turnaban con dos acústicas, los temas de los catalanes se iban intercalando con los del madrileño, siempre superior en sonido y en forma vocal.

La autenticidad rockera sigue estando en manos de Josele, cosa que ninguno de los asistentes y compañeros del músico ponen en duda. Su voz, cuidada hasta en los desafines, y el manejo de su Stratocaster y de la acústica cierran bocas o las abren para acompañar letras que no nacieron para ser himnos, no hay más que ver la actitud de Josele y su estilo lacónico, para adivinar que no lo pretendía, pero que el asistente canta con la misma devoción.

El estilo más reposado de Lecciones de vértigo, su cuarto trabajo en solitario, y canciones como “Fractales“, se combina con los ritmos rockeros de los catalanes influidos por compases rumberos, folk, surf, rockabilly o bluegrass que ponen a bailar al público con temas como “Xiro Xaro“, de su álbum Radio Claxo (2012) o “El porc y la cabra” de Xurrac Asclat (2011).

Hubo lugar para el intercambio lingüístico, con un Josele cantando por vez primera en catalán “una preciosidad” de su compañero de micro “Els monstres” y un Xarim Aristé haciendo lo propio en castellano, demostrando ambos que el idioma no es lo principal.

Pero, sin duda, uno de los momentos más emotivos lo protagonizó la voz de Josele y la calidad poética de sus letras en “Mi prima y sus pinceles“, de Las Golondrinas etcétera, donde una vez más los Very Pomelo y el público que llenó la Sala Sol trabajaron los coros.

Con “Mar de fondo” (Loco encontrao) y “los aullidos del perro a la puerta del bar” ,se cubrió el cupo animal de la noche. La fiera del crooner de Malasaña y los rockeros catalanes han encontrado sobre el escenario un punto en común, pese a la diferencia de calidad entre el veterano y los principiantes.

Lo que queda claro después de un par de horas de concierto es que Josele Santiago no vive ni triunfa de las rentas y que los Very Pomelo tienen mucho que aportar. Él necesita tocar porque le divierte. Por eso ha encontrado en sus vecinos el aliado con la energía necesaria para seguir subido a un escenario la mayor parte del tiempo posible, con permiso de Los Enemigos. “No sé lo que hacemos aquí subidos, pero lo pasamos muy bien”. Uno disfruta y sigue creciendo como artista y los otros, tanto de lo mismo, mientras aprenden del maestro a mejorar sus directos. Porque Josele, es mucho Josele


E.P.I.
Tags:
Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.