Kilmara: Love Songs And Other Nightmares (2014)

Por , el 04 - 07 - 2014


KilmaraLoveSongs

Traspasada de largo la frontera de los diez años de actividad y con tres álbumes publicados, Kilmara afrontan su futuro con excelentes perspectivas después del lanzamiento de Love Songs And Other Nightmares a través de la todopoderosa Sony Music, tras un extenuante periodo de negociaciones.

Un dato significativo a tener en cuenta es que no se consigue un contrato con una multinacional a no ser que el producto cuente con la calidad suficiente. Hunting Dreams (2007) fue una interesante carta de presentación para el grupo, que ratificó sus cualidades tres años después con la publicación de Don’t Fear The Wolf. Con esta nueva grabación Kilmara confirman su paulatina evolución, no tanto en cuanto a estilo pero sí definitivamente en lo que respecta a su profesionalidad como músicos y a ofrecer un tipo de material que puede competir a nivel internacional con solvencia.

Posiblemente, Love Songs And Other Nightmares se diferencie de la anterior obra de Kilmara en un tratamiento de sus perfiles más cercanos al heavy metal puro para dejar de lado los parámetros propios del power metal. Otra característica que destaca es el asentamiento del registro vocal de Christian Wolfgang, mejor fusionado en la dinámica instrumental, encajando de manera que no perjudique la labor de sus compañeros ni tampoco quede descolgado, como se puede descubrir desde el potente inicio con “Fantasy”, donde también aparecen voces guturales aportadas por Pili Villatobas del grupo Resilence.

Si en “Fantasy” ya se notaban las características armonías que forman parte del sonido de Kilmara así como la rotundidad del riff guitarrero y el compacto trabajo de la sección rítmica, en el siguiente corte, “The Devil’s Eye”, todo se sobredimensiona, destacando la labor rítmica y solista de Kike Torres y John Portillo así como la pegada de Javi Morillo tras el kit de batería, algo que se mantiene presente en “The Break Up”, formando una trilogía inicial rompedora.

Con un toque más accesible, “Cold Rain”, mezcla elementos vocales de Christian en un tono distinto, complementados con otra interesante participación de las guitarras, tanto en el aspecto solista como en un marcado riff en el tramo final. En una línea parecida, aunque más pausada y emotiva, “Believe” nos muestra a unos Kilmara sensibles pero sin perder energía.

“Nothing To Me” cambia las directrices de los anteriores temas introduciéndose de lleno en territorios propios de Metallica, lo que pone de manifiesto la versatilidad del grupo y su capacidad para asumir riesgos, como en el caso de “Alpha” y su acercamiento al folk metal o “Insomnia”, con Christian jugando con falsetes para mutar luego hacia registros parecidos a los de Bruce Dickinson en medio de robustas coordenadas sonoras de guitarra, bajo y batería.

“Usual Strangers” y “Play To Win”, siendo menos vistosas, no desentonan y completan un trabajo competente junto a la intensa balada “Time Flies”, que cuenta con un bonus track cantado en alemán y español.

El hecho de contar de nuevo con Roland Grapow como productor ha mantenido las cuestiones técnicas en un mismo grado de calidad que en su anterior disco. Quizá las guitarras cuenten con un poco más de aspereza en detrimento de la nitidez, algo que no perjudica para nada el resultado final de un álbum que transmite solidez y sitúa a Kilmara en la ruta de la continua superación.

CALIFICACION: 8,50/10

GRUPO: Kilmara
TITULO: Love Songs And Other Nightmares
DISCOGRAFICA: Sony Music
AÑO: 2014
PAIS: España

 

CRITICA REALIZADA POR LOCKY PEREZ
 
 


 

Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

    9 comentarios

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.