Kiss (24-06-2010 Palau Sant Jordi de Barcelona) “Rock and roll circus” o la magia del entretenimiento

Por , el 01 - 07 - 2010

 


Kiss-1

 
FECHA: 24-06-2010
CIUDAD: Barcelona
LUGAR: Palau Sant Jordi
GRUPO: Kiss
DURACION: 140 minutos
INVITADO: Imperial State Electric

 

Si hay un grupo en el mundo que represente con fidelidad lo que significa ofrecer espectáculo dentro del rock ese es Kiss. Expertos en el entretenimiento, son auténticos artistas en mezclar como nadie música con elementos más propios de un circo. Y no hay nada de malo en ello, porque eso es lo que esperan sus miles de seguidores captados a lo largo de más de un cuarto de siglo de existencia. Llegados a este punto de grandiosidad, un concierto de Kiss no sería completo si en su actuación no incluyeran algunos tópicos inevitables. De esta forma, su presentación en el Palau Sant Jordi de Barcelona, ante alrededor de 12.000 espectadores, tuvo los ingredientes necesarios para que sus fans salieran totalmente satisfechos.

 

Ante un público con edades comprendidas entre los 12 y los 60 años, con padres e hijos juntos y cierto número de colonia extranjera (seguramente aprovechando sus vacaciones en España para no perder la ocasión de ver a su grupo preferido), además de muchas caras maquilladas al estilo de sus ídolos, la irrupción de la banda fue espectacular. En la pantalla gigante situada en la parte central del escenario surgió el globo terráqueo a través de Google y, haciendo un acercamiento en el que paulatinamente se fueron divisando Europa, España, Cataluña, Barcelona, el Palau Sant Jordi y, finalmente, el camerino de Kiss, las imágenes fueron enfocando el desenfadado recorrido de los cuatro músicos hasta un punto en el que desaparecieron para, acto seguido, surgir una plataforma en la que estaban situados Gene Simmons, Paul Stanley y Tommy Thayer, que pasó por encima de la batería de Eric Singer para posar a los músicos sobre un escenario que se completaba con dos pantallas a los laterales superiores y un sinfín de monitores en la parte baja.

 


Kiss-2

 

La actuación comenzó con “Modern Day Delilah” uno de los temas de Sonic Boom, su nuevo álbum, algo que repetirían en dos ocasiones más con “Say Yeah” y “I’m An Aninal”, que no sonaron mal pero que fueron desplazados a un segundo plano por la acogida que tuvieron sus grandes clásicos. Y es que la gira está configurada para recuperar parte de su mejor legado, el de los años 70. Así, al inicio, no resultó extraño escuchar canciones como “Cold Gin”, “Let Me Go, Rock And Roll”, “Deuce”, “Calling Dr. Love” y “Firehouse”, durante está última, Gene Simmons lanzó su típica bocanada de fuego. En este tramo del concierto se coló una de las pocas concesiones a su etapa ochentera con la interpretación de “Crazy Crazy Nights”.

 

Entre explosiones varias y un sonido que fue ganando calidad con el transcurrir de los minutos, aunque algunos solos se perdían en la inmensidad del Palau Sant Jordi, tras ofrecer “Shock Me,” llegó el momento de los solos de Tommy y Eric, vibrante el primero y discreto el segundo, con el guitarrista elevándose sobre una plataforma y, luego, disparando llamaradas a través del mástil hacia el batería quien respondió sacando un lanzagranadas para, a su vez, disparar un “pepino” de los gordos… “show time”, sin duda.

 

Con el concierto en plena ebullición y un público “rendido sin condiciones” Gene apareció con su bajo en forma de hacha y atacaron con “I Love It Loud”, del nunca debidamente reconocido Creatures Of The Night. Una pena que en esta ocasión descartaran “War Machine”, otra de las canciones del mencionado álbum que están incluyendo durante esta gira. Tras finalizar la canción, le llegó el turno a Simmons, quien ofreció su ración de vómito sangriento al tiempo que ejecutaba un solo de bajo y se elevaba hasta lo más alto del Palau para seguir tocando ante el delirio de los presentes.

 


Kiss-3

 

Si Gene cumplió con el guión, Paul Stanley, en un envidiable estado físico, no le fue a la zaga, aunque sus alusiones a Una Paloma Blanca y Guantanamera, eran innecesarias. Supongo que el tipo quería expresarse en castellano y, a parte de alguna frase típica ensayada, iba soltando otras pertenecientes a canciones populares. Antes de llegar a los bises, además de introducir unos compases de “Forever”, ejecutaron otro clásico, “Love Gun” y, seguidamente, “Black Diamond” con un sorpresivo inicio en el que se marcaron el “Whole Lotta Love” de Led Zeppelin, para rematar con “Detroit Rock City”, acompañada de un aluvión de petardos mientras la batería se elevaba a semejanza de una nave interplanetaria. Más “show time”, que continuaría luego con Paul volando desde el escenario hasta un punto central del Palau Sant Jordi, para regocijo de los seguidores y que culminaría con un apoteósico final.

 

Tras el breve descanso de rigor, los cuatro componentes aparecieron para interpretar “Beth”, cantada por Eric Singer, colocar pequeñas partes de “Shandi” y volver a la espectacularidad con “Lick It Up”, que en un momento dado parecía que se iba a convertir en el “Wont Get Fooled Again” de los Who.

 

Y ya, en la recta concluyente, “Shout It Out Loud”, la ultra pegadiza “I Was Made For Lovin’ You” con el mencionado vuelo de Paul por encima de la gente, la versión de Argent “God Gave Rock And Roll To You II” y la inevitable despedida con “Rock And Roll All Nite”, pusieron la guinda definitiva al tiempo que el lanzamiento de confeti inundaba el recinto de millares de papeles multicolores al ritmo de interminables explosiones y fuegos artificiales.

 


Kiss-4

 

En definitiva, todo lo que un fan esperaba ver, el grupo se lo ofreció sin miramientos, llegados al punto consabido de que en una actuación de Kiss prevalece la espectacularidad sobre la calidad del sonido y es que, sobretodo en el Palau Sant Jordi, es difícil controlar que los decibelios se repartan con ecuánime eficacia.

 

La lectura que nos queda es el reconocimiento de haber visto algo más que un concierto de rock, fue una completa exhibición teatral donde, luces, fuego y efectos especiales jugaron un rol determinante, además del seguimiento de imágenes a través de la pantalla gigante que permitió observar la puesta en escena con todo detalle. Claro está que, sin las canciones como complemento, todo lo demás no serviría para nada.

 

SET LIST

 

1) Modern Day Delilah (Sonic Boom)
2) Cold Gin (Kiss)
3) Let Me Go, Rock ‘N’ Roll (Hotter Than Hell)
4) Firehouse (Kiss)
5) Say Yeah (Sonic Boom)
6) Deuce (Kiss)
7) Crazy Crazy Nights (Crazy Nights)
8) Calling Dr. Love (Rock Roll Over)
9) Shock Me (Love Gun) + Solo Tommy + Solo Eric
10) I’m An Animal (Sonic Boom)
11) 100,000 Years (Kiss)
12) I Love It Loud (Creatures Of The Night) + Solo Gene
13) Forever (Hot In The Shade) trozo
14) Love Gun (Love Gun)
15) Black Diamond (Kiss) Con inicio de Whole Lotta Love (Led Zeppelin)
16) Detroit Rock City (Destroyer)
BISES
17) Beth (Destroyer)
18) Shandi (Unmasked) trozo
19) Lick It Up (Lick It Up) Con acordes de Wont Get Fooled Again (The Who)
20) Shout It Out Loud (Destroyer)
21) I Was Made For Lovin’ You (Dynasty) + solo Paul
22) God Gave Rock And Roll To You II (Versión de Argent)
23) Rock And Roll All Nite (Dressed To Kill)

 

CRONICA Y FOTOS LOCKY PEREZ
 


Kiss-5

 
Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.