Milking The Goatmachine: Back From The Goats

Por , el 15 - 12 - 2009

 

 
En estos tiempos que corren, aún hay quien tiene ganas de aventuras arriesgadas como la poderosa discográfica alemana Nuclear Blast, que meses atrás puso en marcha un subsello, Anstalt Records, con la perspectiva de apoyar nuevas y extremas propuestas, como es el caso de Milking The Goatmachine quienes, procedentes de Gotemburgo y con un solo año de actividad, han tenido el honor de inaugurar con su ópera prima Back From The Goats, esta “nueva casa”, al parecer, albergue de las más enfermizas y desquiciantes puestas en escena.

 

Y es que Milking The Goatmachine, tienen “tela”. Practican una deformación del grindcore al que han puesto el nombre de goatcore, debido a la presencia, tanto en contenido como en imagen del “goat” o, para entendernos mejor, el macho cabrío asociado con la figura del diablo.

 

Estos suecos, no se conforman solo con colocar alusiones al “goat” en su nombre, título del disco y canciones, sino que, en las fotos promocionales aparecen con máscaras del dichoso macho cabrío e, incluso, las llevan puestas durante sus actuaciones.

 

El concepto en general puede catalogarse de novedoso pero, lo que importa, que es la música, discurre por unos parámetros plenamente reconocidos que están vinculados directamente con el mencionado grindcore. Alguna variante en los registros vocales así como unos ritmos que (salvo excepciones) nunca llegan a alcanzar el desenfreno total, pueden ser ciertas pinzeladas personales.

 

Por lo demás, la grabación, aparte de lo abrupto de sus perfiles, con su trepidante batería, sus riffs corrosivos y su vozarrón entre diabólico y esquizofrénico, tiene sus puntos de sarcasmo, como la entrada con banjo de “Sour Milk Boogie” o títulos imposibles al estilo de “Bingo Bongo – I Don’t Want To Leave The Congo”, frase que cantada en versión grind queda de lo más surrealista; o, también, la muy lograda versión de “Surf Nicaragua”, de Sacred Reich aquí rebautizada como “Surf Goataragua”. Sin olvidar los balidos (o sea, la voz del susodicho macho cabrío) que adornan, aquí y allá, algunas composiciones.

 

Mencionar, además, la versión de Nailbomb, “Wasting Away”, con voces de manicomio.

 

Definitivamente, una grabación que encantará a los seguidores del estilo, con una producción de calidad, que permite apreciar la instrumentación con la suficiente claridad como para no terminar abrumado, como podemos descubrir en “Born, Lost And Captured”, por citar un ejemplo representativo.

 

Abstenerse seguidores de Bon Jovi y temerosos de Dios, puede crear pesadillas nocturnas.

 

CALIFICACION: 7

 

GRUPO: Milking The Goatmachine
TITULO: Back From The Goats
DISCOGRAFICA: Anstalt (Nuclear Blast)/Pias Spain
AÑO: 2009
PAIS: Suecia

 

CRITICA REALIZADA POR LOCKY PEREZ
 

 
 
Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.