OSCILLATOR – Yoru Oto

Por , el 06 - 01 - 2010

 

“Nunca la música electrónica había desprendido tal calidez”

 

En esta ocasión analizaremos el último trabajo de Oscillator, que salió el día 16 de Septiembre de 2009. Su nombre: “Yoru Oto”, un trabajo explendoroso que desprende la delicadeza de las melodías chill-out con unas letras y un toque instrumental que sólo podría encontrarse en Japón.

En estas lineas os intentaremos describir lo que significa escuchar dicho trabajo de este alternativo grupo.

 

 

Su tracklist sería la siguiente:

 

01. Maboroshi Nichi (幻日)
02. blue
03. aki:ya:on
04. Aka to Kuro no Yoake (赤と黒の夜明け)
05. Kioku Soshi (記憶素子)
06. Nami Shoku (波色)
07. love letter
08. sleeping beauty
09. Shiroi Yousei (白い妖精)
10. northpole
11. rocca
12. Houkago (放課後)

 

~ REVIEW ~

 

“Oscillator” es un grupo de género electrónico alternativo, que funde partituras de sintetizador sencillas con elementos folklore (guitarra, piano o flauta, son algunos ejemplos). La voz de Mayumi, la vocalista, suele mantenerse en un registro susurrante (que si “occidentalizáramos”, sería similar a algún que otro tema de Björk, aunque algo más grave).

 

“Maboroshi Nichi” introduce el disco con un delicado piano y leves punteos de sintetizador, que nos hace comenzar a entender la constante de todo el trabajo. “blue” marca un sencillo compás de percusión que, por primera vez, es tan suave y leve que hace que el resto de componentes se antepongan fácilmente. “aki:ya:on” comienza con pequeños toques de guitarra (apenas tres notas que van desenvolviéndose durante todo el principio). El ritmo de la flauta de Masumi es suave e irregular y llega a interpretar un pequeño solo simultaneado con la guitarra.

 

 

“Aka to Kuro no Yoake” asienta su base en pequeños toques de cuerda y un sonido eléctrico pregrabado, que junto con la voz genera cierta sensación melancólica. “Kioku Soshi” es un pequeño interludio entre el resto de temas.

Los acordes similares a los del tic-tac de un reloj, introducen el tema “Nami Shoku” que dentro del registro normal de la banda -y junto a “Love Letter”-, es de los más alegres que encontraremos. “sleeping beauty” crea de nuevo otra pausa en el disco, con una nota sostenida de guitarra eléctrica, que genera un fondo sobre un sintetizador que parece simular una respiración.

 

Siguiendo, nos encontramos con el piano sencillo de “Shiroi Yousei” que va fusionándose con una minimalista base de guitarra eléctrica y un sonido pregrabado similar a un chasquido eléctrico (esto último, ya muy usado en todo el álbum). También el violín de dicho tema (que se duplica en el fondo, con una nota algo más baja) es una manera muy interesante de acabar el tema. A su vez, “northpole” genera casi toda su melodía con sonidos de registro (además de un tintineo alargado que ayuda a anteponer la voz de la vocalista), un método muy similar al que se utiliza en “rocca” (aunque con una voz algo más grave).

El álbum finaliza con “Houkago”, un tema totalmente instrumental que también sigue las bases de “Shiroi Yousei” aunque con menor presencia de la guitarra eléctrica.

 

~ CALIFICACIONES ~

 

  • Originalidad: [95] Se trata de uno de los puntos más fuertes de Oscillator y su “Yoru Oto”. La banda, no solamente explora conceptos jamás aplicados de forma profesional para artistas japoneses del género, sino que esto también puede extrapolarse hasta llegar a nuestras fronteras. Sin duda ellos se han hecho con un tercio que nadie se ha atrevido a desarrollar.

 

  • Variedad: [71] Aunque cada uno de los temas tiene sus pequeñas particularidades que merecen ser observadas al detalle y no en el conjunto, sí que da la impresión que en muchas ocasiones se utiliza el mismo método (por ejemplo, el sonido eléctrico pregrabado es algo que se repite bastante).

 

  • Calidad Instrumental: [77] Este es uno de los factores más difíciles de valorar, ya que Oscillator suele basar sus patrones en el minimalismo y la sencillez. Realmente, si aplicaramos la misma norma para ellos, se podría decir que sus remezclas son demasiado escasas y carentes de complejidad. Sin embargo, la originalidad y su “caos ordenado”, hace que cada uno de los temas, pueda considerarse como una pieza brillante. Así que hemos intentado valorar tanto lo positivo como lo negativo de dicho método. 

 

  • Calidad / Conjunto: [79] Casi todos los temas tienen algún punto reseñable, no obstante, sin duda nos quedaríamos con “blue”, “Aka to Kuro no Yoake” o “Love letter”.

 

  • GLOBAL: [81] Un trabajo original y de belleza sencilla, serían las palabras más apropiadas para definir a “Yoru Oto” y Oscillator en general. Un álbum que, sin duda, no deberíais perder la oportunidad de escuchar.

 

 

 oscillator(オシレータ) “blue”

 

 


Novacrois

Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.