The Hole – Teatro Häagen-Dazs Calderón – 31/12/2011

Por , el 06 - 01 - 2012

1

En 2002 se estrenaba en los cines Chicago de Rob Marshall, un filme que adaptaba a la gran pantalla el satírico musical de igual nombre. Hoy son Marta Ribera, María Blanco y Manuel Bandera los que en el Teatro Nuevo Alcalá interpretan a Velma Kelly, Roxie Hart y Billy Flynn, respectivamente, en esa suerte de cabaret hecho obra histriónica y danzarina. Pero hay otra cara en la moneda de esta disciplina, otra opción para los que se quieren acercar a este tipo de arreglos teatrales cargados de canciones y bailes. Hablo de un agujero rebosante de glam de purpurina y falos erectos, un agujero donde el freak show de las barracas de feria cobra un nuevo sentido, ese agujero en el que cualquier persona que cantase alguna vez ‘Sweet Transvestite’ o marcase los pasos de la coreografía para ‘The Time Warp’ se sentirá como en casa… Ese agujero que es The Hole. Y es que hay que estar en el agujero para salir de él, como reza uno de los eslóganes de la función.

Yllana y Paco León, producidos por LetsGo Company, pergeñan esta excitante travesura con aires cabareteros del underground más irreverente. Un mundo lleno de concomitancias con el universo creado por Richard O’Brien para su The Rocky Horror Show (The Rocky Horror Picture Show cuando se adaptó para las salas de cine cual largometraje). Y es que aquí, en lugar de crearse un escultural siervo sexual para calmar los calentones –como hacía aquel loco científico Frank-N-Furter interpretado por Tim Curry–, el anfitrión o maestro de ceremonias Paco León se liga a una ratita amante de las joyas llamada María del Mar, un peludo animalillo de costumbres conservadoras y militante de las dietas bajas en grasas. Con el hilo conductor que plantean las historias amorosas entre ambos, ensalzadas por los monólogos de León, que aprovecha para hacer chanzas y soltar comentarios ácidos sobre la política y la sociedad nacional, diversas actuaciones musicales y acrobáticas se van sucediendo.

1

Primital Bros, el cuarteto vocal que ha estado representando en Madrid la trabajada y divertidísima obra Tutto Per Gina, se presentan como mayordomos dispuestos a interpretar a capella un rítmico ‘Video Kill The Radio Star’ (The Buggles). Con sus voces y multitud de registros que generan consiguen que casi podamos ver a Geoff Downes y Trevor Horn. El ‘Sweet Transvestite’ que tenía forma de carta de presentación para el mad doctor Franky en el show de O’Brien aquí halla una hermana a la misma altura gracias a una reinterpretación en castellano cantada por Paco del ‘Big Balls’ grabado por AC/DC en su LP Dirty Deeds Done Dirt Cheap. De fondo, y acompañando a bailes o vuelos sobre el público, realizados por verdaderos talentos de las acrobacias y las figuras gimnásticas mientras se cuelga de diversos tipos de cuerdas o amarres, suenan piezas reconocibles como el ‘Are You Gonna Be My Girl’ de los Jet.

Los diferentes personajes que ocupan la escena, ya sea el ama de llaves, las secretarias, los citados mayordomos, el perro guardián o el barman bola, entroncan a su manera con aquellas Columbia y Magenta, con el tétrico Riff Raff o el descacharrante rockero Eddie. Los Primital Bros, con unos trajes de labor que muestran sus cuartos traseros a la concurrencia –claro homenaje a Monty Python y su ‘Sit On My Face’–, atacaron en la primera parte del espectáculo un popurrí de pop cañí con piezas como ‘Eva María’ (Fórmula V) o ‘Black Is Black’ (Los Bravos), entre otras, para en la segunda ronda acercarse al funky o al disco gracias a ‘Blame It On The Boogie’, ‘Stayin’ Alive’, ‘Supertition’ y ‘September’; mientras, Paco León se soltaba rememorando algunas estrofas del ‘Suck It To Me’ de Almodóvar y McNamara –«amor de rata, amor de cloaca…»–.

Queen también tuvieron su merecida representación al igual que Marilyn Monroe, a la cual se escuchó cantar ‘I Wanna Be Loved By You’ por los altavoces de la sala mientras que Dilya Abdulaeva, ejerciendo cual impersonator aéreo de la misma, se colgada de un aro. Una fiesta por la que se llegó de manera inmejorable al final de 2011, para dar la bienvenida junto al elenco de la obra y por medio de doce uvas al recién estrenado 2012. Y es que Paco León, gritando la proclama «bienvenidos a la república independiente del coño de mi prima» con mofa, salero y quitándole total importancia al peso de las cosas, no pudo remarcar mejor el valor que encierra la libertad personal para que cada ser humano se sienta realizado consigo mismo.

Tags: , ,
Si te gustó este artículo y te gustaría recibir todas nuestras actualizaciones en tu correo, puedes suscribirte. Mucha gente ya lo ha hecho!
Escribe tu email para recibir gratis las mejores noticias del mundo de la música a diario!

Dinos los qué opinas sobre todo esto!!

Si lo prefieres utiliza tu cuenta de Facebook para comentar en Musicópolis!!



Trackbacks

Si te ha gustado este artículo, quizás quieras enlazarlo desde tu blog. Aquí tienes el enlace.